piorrea que es

Piorrea: Qué es y Cuáles son sus Síntomas

Existe mucha desinformación acerca de los problemas que puede causar una infección en la boca, por eso es por lo que muchas personas se pueden preguntar: ¿La piorrea qué es?

Se trata de una enfermedad que afecta a millones de personas en el mundo con una mayor prevalencia mayor en adultos. Cuando hablamos de piorrea debemos especificar que “piorrea” es un vulgarismo, no un término médico, ni científico que utilizamos para hablar de la enfermedad periodontal o periodontitis.

La principal causa es el acumulo de placa bacteriana, que está directamente relacionado con la higiene bucodental. Aunque es cierto que hay personas que tienen mayor tendencia a acumular placa bacteriana por predisposición genética, la higiene bucodental es el mejor aliado y puede reducir esta tendencia.

Qué es la piorrea

La piorrea o Periodontitis es un problema grave que afecta a la estructura de la dentadura, una infección que provoca el deterioro del hueso y la inflamación (es una enfermedad infecciosa e inflamatoria de los tejidos que rodean al diente: hueso, encía y ligamento periodontal).

La piorrea o enfermedad periodontal comienza con el acúmulo de placa bacteriana en la zona entre la encía y el diente. Se desarrolla como una inflamación crónica de las encías o gingivitis y desemboca en la destrucción del ligamento periodontal y del hueso que soporta el diente, produciéndose un ¨alargamiento¨ de los dientes por exposición de la raíz dentaria.

Una de las mayores preocupaciones de esta enfermedad y este tipo de patologías es que las bacterias puedan acceder a otras zonas del organismo a través de la sangre. En diversos casos se ha demostrado que la piorrea se ha relacionado con patologías cardiovasculares y enfermedades sistemáticas.

Cuáles son los síntomas de la piorrea

Entre los síntomas más comunes y más claros de la piorrea destacan el enrojecimiento y la inflamación de las encías. Aunque entre la población está muy extendido el hecho de que si te cepillas los dientes es “normal” sangrar un poco, no es algo que debamos normalizar. De hecho, ese sangrado, es signo de un problema inflamatorio, ya sea gingivitis o periodontitis.

Otros síntomas también pueden ser:

  • Dolor al masticar.
  • Dientes sensibles.
  • Encías enrojecidas.
  • Encías retraídas.
  • Mal aliento constante.
  • Encías con sangrado.

Cómo se trata la piorrea

Ya sabes qué es la piorrea y cuáles son sus síntomas, vamos con cómo podemos tratar esta enfermedad.

Lo primero que debemos saber es que la periodontitis es una enfermedad crónica que no se cura. Al igual que otras enfermedades como pueden ser la hipertensión o la diabetes, es una enfermedad que hay que controlar y aprender a vivir con ella.

Por eso, para tratar la enfermedad, primero habrá que entender en qué estadio y cómo de avanzada se encuentra.

Si lo que tenemos es una gingivitis que no lleva mucho tiempo de evolución y que no ha producido aún cambios en los tejidos, con una limpieza profunda (la técnica se llama raspado y alisado radicular) o curetaje puede que podamos contrarrestar los efectos de la inflamación y que, manteniendo una muy buena higiene no vuelva a aparecer.

Si por el contrario la periodontitis ya tiene una evolución crónica y lleva mucho tiempo afectando a las estructuras que soportan el diente y hemos perdido hueso y encía, esto será irreversible. Lo que sí podemos hacer es evitar que siga avanzando con un tratamiento mediante curetajes y revisiones periódicas.

También hay una opción que se trata de utilizar la cirugía gingival, que se utiliza en aquellos casos más avanzados de la periodontitis, en los que la limpieza profunda no es suficiente y se tiene que utilizar un método más agresivo. En este caso, se levantarán las encías y se procederá a la retirada total del sarro y eliminación de las bolsas periodontales y eliminación de las bolsas periodontales (eliminación de tejidos necrosados o que no nos permitan mantener una correcta higiene oral).

No hay que olvidar que la enfermedad periodontal puede a veces tener una predisposición genética y que hay algunas personas que presentan una probabilidad más alta o se ven afectadas por un tipo de enfermedad periodontal más agresiva que otras y que avanza con más rapidez que otras.

Según el diagnóstico que elabore el profesional, deberá ir adaptado el tratamiento en cada caso.

Cómo prevenir la piorrea

Saber qué es la piorrea es un gran paso para poder prevenirla. Todo esto empieza por la educación. Si conoces la enfermedad y sabes cuáles son sus causas, normalmente, podrás prevenirla. Los principales factores de la periodontitis son la predisposición genética, otras enfermedades del paciente como la diabetes, el consumo de tabaco y otras drogas y por supuesto la higiene.

La higiene bucodental es algo que indiscutiblemente depende de nosotros, por eso aquí van algunos tips o recomendaciones que puedes poner en uso para prevenir la enfermedad:

● Hilo dental:

Se usa para limpiar el espacio entre los dientes y entre la encía y el diente, que es donde muchas veces quedan restos de alimentos difíciles de eliminar sólo con el cepillado. Es indispensable su uso periódico para evitar la formación de sarro entre los dientes. Sobre todo, previene la gingivitis y el sangrado gingival, que es el primer paso en la aparición de la enfermedad periodontal.

Irrigador dental:

Es un dispositivo que emite un chorro de agua que pasa entre tus dientes y encías. Te sonará de las visitas al dentista, ya que es un elemento habitual de los ortodoncistas. Este dispositivo elimina previamente al cepillado los restos de comida.

● Cepillado más profundo:

Para conseguir eliminar las bacterias el cepillado debe ser profundo y llegar a aquellas zonas donde se acumulan los residuos de comida.

● Cepillo eléctrico:

La principal ventaja de los cepillos eléctricos es que el movimiento vibratorio que tienen permite a las cerdas del cepillo imbricarse en los pequeños recovecos entre la encía y el diente, y también entre los dientes. Facilita algo más el cepillado en esas zonas.

● Cepillado diario:

El cepillado se tiene que realizar 3 veces al día. Por lo general, mucha gente se suele lavar los dientes una vez al día. En este caso, se recomienda que el cepillado se realice por la noche, ya que la boca pasará más tiempo sin estar en contacto con bacterias externas.

Si tienes alguna duda más sobre la enfermedad periodontal, pide tu cita gratis en tu clínica Dental Company y te realizaremos un estudio de Periodoncia para ayudarte a prevenirla, o en su caso, ofrecerte un tratamiento adecuado para controlar la gingivitis o periodontitis.

COMIENCE A ESCRIBIR Y PRESIONE ENTER PARA BUSCAR